Segundo aniversario del terremoto de Ecuador

Ecuador

El 16 de abril de 2016 el suelo Ecuador tembló debido a un terremoto de magnitud 7,8 en la escala de Richter. Hoy se cumplen dos años de aquel fatídico día que acabó con la vida de al menos 661 personas, dejó miles de herido y más de 29.000 personas viviendo en albergues porque sus casas quedaron inutilizadas.

En este segundo aniversario, hemos hablado con el P. José Luis Domínguez, Superior del Distrito Ecuador, para conocer cómo en este tiempo las localidades más afectadas se han ido recuperando, y cómo las familias han encontrado un hogar donde rehacer su vida.

-Tras dos años del terremoto, ¿se ha vuelto a la normalidad en Ecuador, y en concreto en Bahía de Caráquez, una de las localidades más afectadas?

A pesar de que han pasado dos años del terremoto, en lo que tiene que ver con la infraestructura de la ciudad todavía se ven muchos espacios vacíos, casas que siguen en ruina, edificios que no se reparan o que no se demuelen. Todo esto provoca inseguridad y resistencia para quien deseara venir a Bahía de Caráquez. La hostelería no invierte ante esta situación. Recientemente estuve por allí y pude comprobar que aún la actividad comercial no toma toda la fuerza que debiera y en cuanto a la atención sanitaria sigue ofreciéndose con una infraestructura precaria de casas prefabricadas. Si bien existe menos miedo y se ve a más personas por la calle, pienso que en Bahía de Caráquez aún no se ha vuelto a la normalidad.

Sigue existiendo un sentimiento de desamparo y abandono. También de cierta frustración por la falta de fuentes de trabajo. Hay quienes salieron a buscar empleo a otras localidades. Los habitantes tienen la sensación de que ha sido la gran olvidada o ignorada después de la tragedia natural ocurrida. Por otra parte las personas luchan por salir adelante.

-Los Dehonianos han realizado muchas acciones para ayudar a la gente afectada, ¿a cuánta gente se ha ayudado?

Con el reparto de productos de primera necesidad, sobre todo los veinte primeros días después del terremoto se atendió prácticamente a toda la población. Más tarde han sido más de mil personas atendidas con casas, materiales de construcción, menaje de primera necesidad, incentivo de pequeños negocios, etc.

La construcción de casas (Marianita, Km8 y Los Jardines) ha beneficiado a muchas familias, ¿a cuántas exactamente?

En esos tres lugares que me indica se han ayudado a 67 familias en tres complejos urbanísticos nuevos de casitas de MDF y madera de pino prensada. También hay que contar las que se han beneficiado en:

  • Las comunidades del campo: Los Caras, La Envidia, Las Delicias, Santa Martha, San Agustín.
  • En las comunidades de Leonidas Plaza: Km 8 Ciudadela equitativa, Ciudadela Divino Niño, Mangle 2000, FANCA, Los Jardines, San Jorge.
  • En las comunidades de la ciudad de Bahía: San Roque, María Auxiliadora, el Astillero.

En estos sectores se levantaron otras 52 casitas.

– ¿Se va a realizar algún acto de homenaje el próximo día 16?

Sí. El día 16 a las 10:00h. se celebrará la Eucaristía en el hospital. En la iglesia de San Jorge (sector de Leonidas Plaza) se celebrará también la Eucaristía a las 18:30h. En Bahía de Caráquez a las 18:30h se hará una procesión luminosa y las 18:58h, justo en el momento que ocurrió el sismo se guardará un minuto de silencio por las personas que murieron. Después de estos dos momentos se celebrará la Eucaristía en la iglesia de la Merced, también dando gracias por tanta solidaridad que se recibió.

-Desde España la gente se volcó mucho en ayudar tras el terremoto, ¿cómo agradecería esas acciones?

Fue mucha la ayuda que llegó de España. Nos sentimos amparados y queridos.

En primer lugar, mi admiración y gratitud a todas las personas que dieron lo que tenían para ayudar a nuestro pueblo ecuatoriano. Detrás de una ayuda económica la persona que da también se da: muchísimas gracias. La confianza que depositaron en nosotros para canalizar las donaciones ha sido muy grande.

En segundo lugar pienso que la manera de agradecer toda esa confianza es nuestra continuidad en el lugar de misión. Necesitamos seguir acompañando a las personas que se han beneficiado con la caridad y el buen corazón de muchos. Dios nos pide ser profetas del amor y del consuelo.

En tercer lugar teniéndoles presentes en nuestras oraciones. Nuestro sacrificio de alabanza, sobre todo en la Eucaristía, es el momento de agradecimiento más importante para nosotros. Nuestro recuerdo en Dios es la mejor ofrenda que les podemos dar.

-¿Cuál es la situación actualmente? ¿En qué hay urgencia de ayuda?

La situación actual en Bahía es de una ciudad sin cabeza que gobierne, desprotegida. La municipalidad tiene la responsabilidad de apresurarse y hacer mucho más por esta Bahía, empezando a dar más ánimo a sus ciudadanos e incentivarlos de alguna manera. La crisis laboral por la que atraviesa Bahía es bien fuerte. Si bien la industria del camarón ha mejorado eso no permite dar trabajo a la mayoría de la población; turísticamente está parada, la circulación del dinero es muy baja y no se arriesga por incentivar pequeños negocios. El arreglo de las calles se ha convertido en una tarea de siglos. El Colegio Eloy Alfaro aún sigue sin ser reconstruido, lo que provoca que los jóvenes tengan que recibir su formación académica en situaciones precarias, insuficientes, muy limitadas.

Aún sigue habiendo familias que necesitan vivienda; es necesario seguir acompañando procesos de personas que siguen afectadas emocionalmente; la atención de la salud también es urgente. En el complejo urbanístico de “Los Jardines” recientemente se terminó la construcción de un muro de contención  y canales de agua lluvia. Aquí se necesita aún acondicionar mejor el parque infantil y la construcción de una cancha múltiple.

Esperamos que la ciudad de Bahía de Caráquez se recupere totalmente, desde España haremos todo lo posible para ayudar a su gente.

Header Layout

Navigation

Color Skin


Utilizamos cookies de terceros que analizan de forma estadística el uso que hace de nuestra web para mejorar nuestros contenidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar